Periodista

Mi inicio en el periodismo se sitúa en 1996, dentro del traumático «Periodo Especial»; entonces, junto con Ileana Álvarez y otros amigos intelectuales, fundamos Imago, revista de la diócesis de Ciego de Ávila. Se imprimía en el obispado cada cuatro meses y se podía adquirir por cualquier ciudadano en las parroquias, lo que significaba un desafío para el control policial que había sobre los medios de comunicación en la isla.

Empecé a colaborar en 1998 con Videncia, revista cultural de la que llegué a ser editor y director editorial. 

Árbol Invertido, título de un poema de Ileana, fue el nombre que escogí para la revista independiente iniciada en 2005, con este lema (verso final del mismo texto): «¡Ah, verlo todo distinto!». Se distribuía a veces impresa, a veces por correo electrónico, hasta que creamos el sitio web.

Abrí el blog Hombre en las nubes en 2010 para informar y opinar libremente.

He colaborado con los principales medios independientes de Cuba. Acompañé desde el primer día a Ileana Álvarez en la creación de la revista feminista Alas Tensas.


Crónicas:

«Como si el corazón del capitalismo estuviese allí»

«Ceballos, The Gardem»

«Una pelea cubana contra el hastío»

«Donde antes estuvo el telón de acero»


Opinión:

«La crisis de la baja cultura»

«Velando nuestro cadáver»

«El preso y la luz»


Entrevistas:

«Salvador Bueno: un sillón ocupado en las letras cubanas»

«La palabra en el corazón de Maricruz Patiño»

«Los poetas siempre vuelven. Entrevista a Raúl Tápanes»