Cuba en vivo


Exposición de Poesía Visual. Inauguración: 22 enero 2016.

Centro de Arte Contemporáneo DOX (Praga).

Curaduría: Iveta Kopikova.


DECLARACIONES DEL AUTOR:


«Traigo una serie de obras que, desde hace años, reflejan mi problemática personal y también la de mi país, porque son temas, los de mi patria, que también me interesan. No hay forma de vivir en Cuba sin estar tocado fuertemente por la política. Tienen mi visión muy personal sobre determinados asuntos como el exilio, o el insilio que es la otra cara de la moneda del exilio. Es lo que sufrimos los que vivimos «desterrados” dentro de Cuba. Y en sentido general, temas universales, como la muerte, la emigración, la búsqueda de la libertad».

«El origen de la poesía visual, que es netamente experimental, se alimenta de todo, no solo de la tradición cultural o más literaria, en la cual puedan estar inscritas las vanguardias francesas y demás, sino de la vida misma, de todas las imágenes que uno consume, que lo golpean. Y en mi caso me alimento del diálogo fuerte con los íconos que se producen en la sociedad cubana, la realidad política, la realidad social, donde se intentan establecer determinados emblemas. Yo trato de deconstruir esas cosas. Me alimento sobre todo de la vida misma. Y por eso empleo fotos que yo mismo hago y reflejan mi espacio, mi vida interior».

Carlos Ferrer: «Cuba en Vivo, las últimas tendencias del arte contemporáneo cubano llegan a Praga» (Radio Praga Internacional, 27 enero 2016)


OPINIONES EN LA PRENSA:


«Francis Sánchez, como disidente, aún no ha tenido la oportunidad de exhibir adecuadamente. Sus poemas visuales unen los elementos literarios y artísticos de manera similar a la utilizada en la obra de Jiří Kolář, en la que el autor trabaja con fotos, texto, dibujos y diseño gráfico, para hablar de traumas y decepciones políticas, así como de las heridas abiertas de muchos cubanos».

(«El arte contemporáneo de Cuba se presenta por primera vez en la República Checa», Newspeak, 24 enero 2016)

«La obra de Francis Sánchez destaca ante todo por su originalidad. Sus poemas visuales juegan con la composición y la fotografía para añadir nuevos sentidos a las palabras, alternándose además con caligramas y otros principios gráficos. Sus obras pueden considerarse en muchos casos gritos de angustia ante la ausencia de libertades políticas. Francis Sánchez, con un pie en el arte gráfico y otro en la literatura, no considera sus piezas la continuación de una corriente artística concreta, sino un producto especial, fruto de su espacio y su tiempo, subraya».

(Carlos Ferrer: «Cuba en Vivo, las últimas tendencias del arte contemporáneo cubano llegan a Praga», en Radio Praga Internacional, 27 enero 2016.)