Archivo de la categoría: Literatura

Publico mis Secretos equivocados

Un nuevo libro publicado, pero para mí no es uno más. Se trata de la primera recopilación de sueños que durante una larga y convulsa etapa de mi vida —mi generación, mi país, mi mundo, etc.— anoté en libretas y hojas sueltas. 

No son hechos casuales, constituyen mi mayor y más completa experiencia. Como digo en la introducción, “el trabajo primario y evolutivo de soñar me ha convertido en persona. Fue en un sueño donde hice por primera vez el amor, por ejemplo; y en un sueño salí de mi isla cuando no estaba permitido”. 

Por eso, al cabo no me tiembla la mano cuando escribo: “El dudoso y vasto temor de que la realidad sea ficción, me interesa menos que la discreta certidumbre, que poseo, de que los sueños son la verdad”.

Gracias al Frente de Afirmación Hispanista y al Centro Cultural Francisco Henríquez por hacer posible este nuevo libro. Gracias a Yaudel Estenoz por el diseño. 

Pero gracias sobre todo a Ileana por darme la certeza de su amor y su confianza al final de cada noche, esperándome siempre al otro lado del túnel.

Palabras de Jorge Luis Arzola en la contracubierta:

“He leído con mucho gusto esta recopilación de pesadillas maravillosamente bien escritas, que muestran —a mí ya no me hacía falta— a uno de los mejores escritores de mi generación en pleno ejercicio de su oficio. Recomiendo al lector que se quite el sombrero y los zapatos, se beba un vaso de agua y se ponga a leer sin apuro. Un poco de esfuerzo intelectual tampoco le vendría mal…

A Borges, tan presente en esta colección de alucinaciones, le hubiera agradado con seguridad la idea de que lo verdaderamente amenazante en estos ejercicios literarios no es tanto lo narrado, es decir, lo soñado por Francis —y luego llevado al papel, corregido, recopilado, etc. —, sino más bien la realidad colindante, la verdadera pesadilla plagada de extravagantes alimañas. Porque leerse estas ficciones —por llamarlas de alguna forma— es entrar en otro reino, de verbo disciplinadamente borgeano, de perfección estética y de literatura con mayúsculas”.

​Secretos equivocados. Diario de sueños I. Historias. Por: Francis Sánchez. Centro Cultural Francisco Henríquez, Miami, Fl, 2018.

Una vela encendida por Assef y la poesía

Un grupo de personas que lo quieren, nos reunimos este 5 de abril para recordar al poeta Pedro Alberto Assef, recientemente fallecido. En la biblioteca de su ciudad (Ciego de Ávila, Cuba), nos convocó el joven escritor Heriberto Machado, y pude hablar desde la emoción y la memoria sobre un gran poeta y un amigo, recordando cómo durante muchos años su casa era el punto de encuentro en el centro de esta ciudad.

Su tía Lourdes nos contó de su “sobrino más querido”, por ella conocimos las anécdotas de un niño especial, su formación, su amor por su hijo Ástor, y cómo la soledad y la angustia se instalaron en su temperamento desde que sufrió a temprana edad el divorcio de sus padres.

Lo oímos decir sus poemas, gracias a que yo lo grabé allá en el lejano 1998, con sus reflexiones sobre la necesidad de escribir poesía para “intentar darle una estocada a la soledad”. José Gabriel Quintas, Mayda Batista y Pedro Evelio Linares (escritores de distintas generaciones) también contaron con gratitud lo que Assef significó en sus vidas, pues era un poeta esencial, de atormentada soledad”, que se expresaba como tal en todo momento y transmitía la pasión por la poesía. Sigue leyendo

¿Todos los buenos decimistas hacen… poesía?

Foto de Francis Sánchez

El decimismo en Cuba es un fenómeno que en los últimos años no ha dejado de crecer, desbordando ampliamente la cultura rural, la oralidad y las tradiciones festivas. Un mundo de la décima cubana con sus propias leyes, con mitos y saberes propios, hace rato que abarca también la cultura libresca, la historiografía, además de formas de vivir y filosofar popularmente. Sigue leyendo

Assef, un poeta raro

Francis Sánchez, Reynaldo Hernández Soto, pewdro Alberto Assef, día que Soto partió al exilio, 2 de junio 1998

Acaba de marcharse un poeta raro y exquisito. Como suele ocurrir con los mejores, no era muy conocido, ni siquiera en Cuba antes de partir al exilio. Nunca perteneció a las capillas ni los cenáculos. Falta en la mayoría de las antologías cubanas (por habanocentristas, facilistas, etcétera). Fue mi amigo, y los recuerdos que conservo de él, todos, me hacen pensar en un poeta muy auténtico. Pedro Alberto Assef, nacido en Ciego de Ávila (1966), falleció en un hospital de El Paso, en los Estados Unidos, en este febrero de 2017. La última trampa: un cáncer de hígado.

Parecía vivir presionado por el deber de sentir y comportarse poéticamente, siempre al límite. Creo que solo supo vivir como un niño acorralado entre la oscuridad y la tristeza. Y de esa angustia, con el asombro depurado ante los milagros naturales de la vida, extraía sus versos de manera esmerada. Sigue leyendo

El país de las entrañas, entre Casal y Martí

(Foto: exactamente en Dos Ríos)

Casal es como la piedra de toque de la poesía cubana. A su contacto, cada cosa muestra el núcleo de sus propiedades y compromete su esencia. Acercarse a su fibra, es penetrar el flujo y reflujo de savias que entran y también salen desinteresadamente de la literatura nacional, no solo en el origen de la conciencia y los mitos poéticos que se fundan en el siglo XIX. A su muerte, siguió una oleada de poemas, comentarios y memorias que aparecieron en La Habana Elegante y otras publicaciones. Hay todavía quizás un interés que no es tan velado en Lezama, cuando se propone la tarea de vivir en su cercanía y comprensión, y es el de dialogar con las personalidades mayores que acompañaron a Casal a través de un largo paseo en busca de su secreto. Hay, a través de la obra toda de Lezama,  un significado y una función relacional del mito Casal. […] Sigue leyendo